Select Page

Los problemas de erección son problemas que afectan a una amplia cantidad de hombres, por lo que no debes avergonzarte, sino buscar el tratamiento adecuado para poder solucionarlo.

Veamos entonces, los problemas de ereccion son generados cuando el hombre no puede conseguir una erección normal, es decir que no es firme para poder mantener una relación sexual satisfecha, e incluso puede que la erección no se produzca en ningún momento. También puede mencionarse la ereccion precoz, que se presenta antes del coito, pero en el momento desaparece. Sin embargo, no siempre los problemas de impotencia afectan el deseo sexual.

Como te dijimos anteriormente, si tienes problemas con la ereccion no debes avergonzarte, porque realmente son más comunes de lo que crees, una gran cantidad de hombres tienen problemas para conseguir o poder mantener una ereccion masculina, y la mayoría de los hombres adultos los han experimentado al menos una vez en su vida.

Cuando los problemas de ereccion masculina se vuelven continuos, el problema tiene un nombre, y esta patología se denomina disfuncion erectil, conocida como DE. Esta condición puede afectar a hombres de diferentes edades, aunque es aún más común en edades avanzadas.

Hay diferentes causas que generan problemas de impotencia masculina. Al determinar ¿Que es la disfuncion erectil?, se trata de la no generación de una erección suficiente para poder mantener una relación sexual, y con respecto a sus causas son diversas, pueden ir desde causas psicológicas, hasta causas relacionadas con problemas de salud, incluso en el propio pene.

Se puede determinar por ejemplo, en el caso de que puedas mantener una erección por lo mañana, o mientras duermes, generalmente no se trata de un problema físico, por lo que se puede tratar de una causa meramente psicológica.

Los síntomas principales que te pueden determinar tu problema de erección son: Dificultad para conseguir una erección, dificultad para mantenerla, conseguir una erección pero que no tiene la firmeza normal, bajar tu interés en el sexo, etc.

Los estudios fundamentales que se realizan en un inicio son controlar tu presión arterial y revisar el pene, incluyendo también el recto para buscar algún problema en ellos. Luego aparecen los análisis correspondientes a otras enfermedades que pueden causar el fenómeno como por ejemplo la diabetes, problemas con tiroides, etc.

En muchas ocasiones, cuando ya conoces que es ser impotente y no tienes un problema externo, puedes cambiar tus hábitos de vida para poder encontrar una solución, como por ejemplo realizar actividad física, mantener una dieta saludable, descansar de forma adecuada, adelgazar (en el caso de tener kilos extras), etc.

A pesar de que cambiando el estilo de vida, muchos hombres superan el problema de impotencia masculina, en los casos en los cuales están presentes otros factores, esta no es la solución, ya que se debe buscar un tratamiento que sea específico para la DE y que trate directamente la causa que la está provocando.

Se recomienda buscar un profesional para poder conseguir el tratamiento adecuado de forma inmediata, cuando los síntomas no desaparecen, cuando el problema de disfunción erectil comienza luego de una cirugía de próstata o de una lesión; o cuando el problema presenta otros síntomas como por ejemplo dolor abdominal, en el lumbago, etc.